17 de Julio, 2017
Tierra de nadie: lo bélico para alejarnos de la guerra

Caracas 17 de julio de 2017 (Prensa Museos Nacionales).- Tierra de nadie: Memorias de un genocidio, se expone desde el pasado viernes en la sala 8 del Museo de Arte Contemporáneo de la Fundación Museos Nacionales, FMN. Muestras seleccionada a través del Concurso Nacional de Proyectos Expositivos para Museos Nacionales, organizado por la FMN y el Instituto de las Artes de la Imagen y el Espacio, Iartes, ambas instituciones del Ministerio del Poder Popular para la Cultura.

Durante la inauguración de la exposición, Joan Bernet, presidenta de la FMN, agradeció el esfuerzo de los equipos que hicieron posible materializar el proyecto y elogió el concurso auspiciado por el despacho para la cultura como un proyecto que democratiza la construcción de exposiciones en los espacios de la FMN y recibe propuestas de artistas y curadores de todo el país.

“A través de este mecanismo, premios nacionales de arte son quienes deciden cuáles proyectos serán presentados en los museos nacionales, sin responder a intereses particulares como se hacía antes, cuando un grupo muy restringido accedía a los espacios expositivos” explicó Bernet 

 Consideró a la Tierra de nadie. Memorias de un genocidio una oportunidad: “para acercarnos al discurso de lo bélico y alejarnos de la guerra… importantísimo, y más en estos momentos que vivimos”

La muestra  cuenta con imágenes captadas por la fotógrafa venezolana Teresa Carreño Noguera durante la guerra en la antigua Yugoslavia, a finales del siglo XX. Conflicto primero entre connacionales y luego de alcance internacional que cobró muchas vidas e imprimió dolor y desolación en Kosovo y Bosnia-Herzegovina.

Morella Jurado, directora general del Iartes, consideró la muestra como: “un sueño cumplido… presentar una segunda exposición del esfuerzo del Ministerio del Poder Popular para la Cultura y también de los artistas de sumarse al concurso de proyectos expositivos”

Invitó a la muestra para apreciar: “obras que si bien tratan el tema de la guerra, no lo hace desde una visión escatológica, ni pornográfica… un llamado desde una mirada sensible y respetuosa del éxodo de las familias y puede ser la visión de todas las guerras”, finalizó su intervención con la frase: “Ellos quieren la guerra, pero nosotros no les vamos a dejar en paz” de José Saramago.

Durante el discurso inaugural, Carreño Noguera explicó que:” el objetivo de esta exposición es invitarles a no dar la espalda a la historia que bien conoce los horrores de la guerra, esa que somete y avasalla a los seres humanos”. Recordó el exterminio de los indígenas en Nuestra América, el genocidio armenio, la lucha armada de la década de los ochenta en Centro América, la guerra de Ruanda u Oriente Medio.

Anunció su retiro del mundo de la fotografía luego de tres décadas de trabajo y aseguró que: “el reto en este momento histórico lleno de contradicciones es rescatar la medida humana; rescatar los modos mejores de entender al hombre, con sus diferencias, sus límites y  sus defectos en lugar de aniquilarlo”. FIN Víctor Pablo Castellanos. Fotos: Víctor Laya y Erick Martínez + Selección de imágenes de la exposición.